CALDO DE POLLO Y VERDURAS

CALDO DE POLLO Y VERDURAS

CALDO DE POLLO Y VERDURAS

Esta receta de caldo de pollo y verduras es una receta clásica de nuestra gastronomía. Puedes usarla para ponerla como primer plato acompañada de unos fideos, sémola o huevo dura o incluso puedes tenerlo en el congelador para usarlo después como base de otras recetas.

Una de las cosas que yo suelo hacer es preparar una buena cantidad y congelar la mitad en porciones, de esta manera si he de preparar una paella otro día o un guiso que precise de caldo, ya tengo mi propio caldo casero.

ingredientes:

  • carcasas de pollo
  • nabos
  • chirivía
  • zanahorias
  • 1 ramita de apio
  • ½ puerros
  • 1 cebolla
  • 1 patata
  • sal

elaboración:

Para empezar a elaborar este caldo de pollo y verduras, has de limpiar las carcasas retirando toda la piel, la rabadilla y el máximo de grasa. Limpia todas las verduras, trocéalas y ponlas en una olla grande con las carcasas.

Cubre las verduras y el pollo con 4 litros de agua, añade una cucharada de sal y lleva a ebullición. Deja hervir a fuego medio durante 90 minutos. A medida que las impurezas y las grasas suban a la superficie del caldo, retíralas con una cuchara o una rasera.

Retira la olla del fuego, rectifica de sal si fuera necesario y deja enfriar. Luego, reserva el caldo en la nevera de un día para otro para poder desgrasar fácilmente la superficie con ayuda de una cuchara.

Una vez desgrasado el caldo, cuélalo. Desmenuza las carcasas y trocea las verduras en daditos. A continuación, utiliza una parte del caldo para hervir unos fideos de pasta.

Sirve el caldo con los fideos, los daditos de verduritas y el pollo que has obtenido de las carcasas. Si no quieres poner los trocitos de pollo en la sopa también puedes aprovechar para hacer croquetas, si quieres la receta de las croquetas que hace mi madre, la puedes ver aquí.

blank

 

SOPA CASTELLANA

SOPA CASTELLANA

SOPA CASTELLANA

La sopa castellana es una receta tradicional que se elabora desde hace muchos años en el centro de España. Se trata de un plato humilde ya que sus ingredientes son muy básicos y accesibles para la población en épocas de hambruna.

Antiguamente en las bodas se servía con perejil y huevo duro y como curiosidad también os explicaré que si este plato se tomaba en los cafés de Madrid a principios del siglo XX les ponían dos huevos, sin embargo si se tomaba en una taberna solo lo servían con un huevo.

Esta sopa castellana también se suele hacer en época de cuaresma siempre que no uses la carne.

ingredientes:

  • 2 trozos de la carcasa de un pollo (yo he usado media pechuga y el muslo)
  • 1 hueso de jamón carnoso
  • 1 huevo por persona
  • unas rebanadas de pan
  • 1 cucharada de pimentón dulce
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 1 cabeza de ajo laminado
  • 2 litros de agua
  • Una pizca de sal.

elaboración de la sopa castellana:

Para empezar pon en una olla el agua, una pizca de sal, los huesos de pollo y el hueso del jamón. Dejar que cueza a fuego medio sin que llegue a hervir durante 1 hora.

Pasado ese tiempo colar el caldo y reservar la carcasa y el hueso de jamón.

En la cazuela añadir el aceite y el ajo. Dejar que doren los ajos con cuidado de que no se quemen. Cuando ya estén un poco dorados, añadir la cucharadita de pimentón dulce, remover y retirar del fuego para evitar que se queme el pimentón.

Quita la carne del hueso de jamón y de la carcasa de pollo. Incorpóralo toda la carne a la cazuela con el ajo junto con el caldo. Deja que cueza todo el conjunto unos quince minutos.

Mientras prepara los huevos, para ello coloca film transparente dentro de una taza, cubriendo todo el interior. Agrega unas gotas de aceite y casca el huevo dentro. Junta las cuatro esquinas del film, darle un par de vueltas y cerrar con una pinza, ha de quedar como si fuera un paquetito. Repetir la operación con cada huevo.

Pon a hervir un cazo con agua y cuando comience a hervir introduce los huevos dentro con el film. con una pizca de sal. Deja que se cuezan durante 4 minutos, verás que cambia el color del huevo. Una vez cocidos coger los paquetes con cuidado y ponerlos a refrescar en un bol con agua fría, sin sacar del papel film (esto lo hacemos para cortar la cocción).

Presenta el plato con una base del caldo y trozos de carne y jamón. Añade las rebanadas de pan alrededor y pon un huevo poché en el centro. Espolvorea por encima un poco de pimentón y ya lo tendrás listo para servir.

Si te ha gustado esa receta de sopa castellana no te pierdas la receta de sopa de pescado.

 

NUGGETS DE POLLO CON MOSTAZA CASEROS

NUGGETS DE POLLO CON MOSTAZA CASEROS

NUGGETS DE POLLO CON MOSTAZA CASEROS

Estoy realmente contenta de poder enseñaros como hacer estos nuggets de pollo con mostaza caseros y es que tendemos a comprar muchos alimentos procesados cuando hacerlos no cuesta nada.

El único trabajo que te van a dar estos nuggets es el rebozado, igual que si hicieras unas croquetas o un filete empanado, entonces ¿porqué no vas a hacer tú misma los nuggets?

Una receta rápida, muy fácil y además deliciosa, así que ya no hay excusa para hacerla. Esta receta es ideal si tienes niños en casa, como aperitivo de Navidad, una noche de fútbol, una comida con amigos, un picnic… vamos que tienes mil motivos para prepararla.

Y ahora vamos con la receta.

ingredientes:

  • 300 gr de pollo
  • 1 yogurt griego natural
  • 3 cucharadas de mostaza con miel Maille
  • 3 cucharadas de miel
  • El zumo de un limón pequeño
  • Para el rebozado: 3 huevos, pan rallado y harina
  • Sal y aceite de oliva

elaboración:

Para empezar vamos a maridar la carne, para ello la limpiaremos de la piel y la grasa que tenga, corta a dados y ponla en un bol con el yogurt, la mostaza Maille, la miel, el zumo del limón y la sal. Mezcla todo el conjunto para que el pollo adquiera bien toda la salsa. Tapa con un film transparente que toque totalmente la elaboración, de esta manera no entrará aire a la mezcla y guarda unas tres horas. Puedes hacer este paso el día anterior y dejarlo en la nevera.

Finalizado el tiempo pon en un colador toda la mezcla para que el pollo suelte la salsa, si es necesario ayúdate con una cuchara para eliminar el máximo que puedas de la marinada, sino te costará montar los nuggets.

Pica finamente toda la masa con cuchillo o con un robot de cocina, te han de quedar trozos muy pequeños, como si fuera carne picada.

Ahora vamos a rebozarlos para ello coge una porción de unos 20 gramos y reboza por harina. Haz lo mismo con toda la masa. Vuelve a rebozar por harina la primera porción que habías cogido, después por huevo y finalmente pan rallado. Puedes volver a rebozar de nuevo por huevo y pan rallado si te gusta un rebozado más crujiente.

Una vez todos rebozados pon a calentar una sartén con aceite de oliva. Una vez caliente pon los nuggets dentro y ves dorándolos por todos los lados. Pon un plato con papel absorbente y deposita encima los nuggets que ya estén listos y así absorberá el exceso de aceite que tenga.

Acompaña los nuggets con una buena mostaza como la Maille, pon encima un poco de cebollino cortado y listos para degustar. Puedes servirlos calientes o fríos en el caso de un picnic.

Si te ha gustado la receta con mostaza no puedes perderte las alitas de pollo con mostaza y miel .

 

ALITAS DE POLLO CON MOSTAZA Y MIEL

ALITAS DE POLLO CON MOSTAZA Y MIEL

ALITAS DE POLLO CON MOSTAZA Y MIEL

Estas alitas de pollo con mostaza y miel además de ser súper fáciles de preparar, quedan deliciosas. Son ideales para elaborar una cena rápida, para la mesa de los niños en días de navidad, una noche futbolera o cuando hay reunión de amigos.

Lo pongo como entrante o primer plato pero puede ser perfectamente un segundo plato si lo acompañas de unas patatas al horno, ensalada o una tortilla de patatas.

ingredientes:

  • 2 bandejas de alitas de pollo
  • 50 gr de mostaza antigua Maille
  • 80 gr de miel
  • 60 gr de ketchup
  • 1 cucharada de salsa picante, yo le puse salsa de chile
  • 30 gr de salsa de sola
  • 4 gr de jengibre
  • 4 gr de ajo en polvo
  • sal
  • Para acompañar yo le he puesto dos patatas y 5 cebolletas
  • Cebollino y sésamo dorado

elaboración:

Para empezar si las alitas las tienes enteras pártelas para separar el muslito del ala. En una sartén calienta aceite de oliva y cuando llegue a la temperatura idónea, añade las alitas de pollo, no lo pongas muy alto el fuego porque las alitas salpican bastante aceite. Ves dándoles vueltas para que se vayan dorando, ayúdate de unas pinzas para hacerlo y así evitarás quemarte cuando salte el aceite.

Mientras pela las patatas y láminalas muy finas, pela las cebolletas, córtalas por la mitad. En una fuente de horno, pon una fina capa de aceite y dispón las patatas cubriendo toda la base, añade sal, un poquito de aceite y pimienta. Añade las cebollas cortadas a la bandeja y hornea el conjunto  a 180º hasta que veas que cogen color, aproximadamente unos 20 minutos y después reserva.

En otra sartén pon la mostaza Maille, la miel, el ketchup, la salsa picante, la soja el ajo y el jengibre y ponlo a calor medio, ves removiendo para que se integren todas las salsas. Añade las alitas de pollo que ya estén doradas y deja que se integre todo el conjunto unos dos minutos.

Finalmente en la bandeja de horno con las patatas y cebollas, pon las alitas encima y con la salsa sobrante puedes pincelar un poco el pollo.

Presenta en la misma bandeja de horno y decora con cebollino cortado y un poco de sésamo dorado.

 

POLLO EN ASAILLO

POLLO EN ASAILLO

POLLO EN ASAILLO

Esta receta de pollo en asaillo es una receta típica de Granada, y como no podía ser de otra manera es mi madre la que me explica como se hace este pollo tan rico. Queda tierno y con un sabor a piñones picados que me encanta. La receta es fácil y no tardas nada en elaborarla.

ingredientes:

  • 1 pollo
  • Aceite de oliva, pimienta y sal
  • 1 hoja de laurel
  • 1 cebolla
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • 1 cabeza de ajo
  • dos ñoras
  • 20 gr de piñones si no tienes puedes sustituirlo por almendras

elaboración:

Para empezar limpia el pollo de las vísceras o pide a la carnicera que te lo limpie y te lo trocee. Corta el pollo en trozos, salpimenta y reserva.

Parte la cebolla en juliana, lava la ñora en dos trozos, quita las semillas de dentro. Quita la primera piel de la cabeza de ajo y lávala.

En una cazuela pon el aceite a calentar y cuando ya coja temperatura pones el pollo, lo salteas un poco, añades la cebolla y las ñoras, deja que se saltee todo un poco. Añade la hoja de laurel y la cabeza de ajo. Remueve todo el conjunto y mientras en el vaso de la túrmix, pon los piñones y el vino, tritura todo.

Añade el vino y los piñones al pollo, añade dos vasos de agua a la cazuela y lo dejas hervir. Deja que se reduzca el vino y el agua y prueba como está de sal, si le hace falta añade más.

Deja a fuego medio durante media hora a partir de cuando empiece a hervir y  cuando la salsa ya quede reducida el plato ya lo tienes listo.

Acompaña el pollo con un poco de pan para mojar esa salsa rica que ha quedado y si quieres con un poquito de vino.

Si quieres ver más recetas tradicionales de mi madre no te pierdas las croquetas de mi madre y el estofado de carne con patatas, además me dice mi madre que esta misma receta la puedes hacer con conejo.

[/fusion_text][/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]

POLLO AL LIMÓN ESTILO CHINO

POLLO AL LIMÓN ESTILO CHINO

POLLO AL LIMÓN ESTILO CHINO

Siempre que íbamos a comer al asiático que hay cerca de casa me decía lo mismo, he de aprender a elaborar este pollo al limón estilo chino. Pero cuando salía del restaurante se me olvidaba, hasta la próxima vez que volvía, no sé si a vosotros os pasa con otro tipo de platos. Así que un día que en casa me pidieron ir a comer al asiático por antojo de su pollo, pensé esta vez lo hago y así fue. La verdad es que la salsa queda incluso más rica que la que te sirven ellos, así que desde entonces esta receta se repite en casa y siempre queda perfecta.

No se necesita ni mucho tiempo ni tampoco muchos ingredientes, por lo que no tienes excusa para no prepararla y decirme que te ha parecido.

Y si buscas más recetas asiáticas no puedes perderte este wok de verduras y langostinos con curry rojo  que te va a encantar.

ingredientes:

  • 2 pechugas de pollo
  • 2 limones
  • 100 ml de caldo de pollo
  • 50 ml de salsa de soja
  • 1 huevo
  • 2 cucharadas de maicena
  • 2 cucharadas soperas de azúcar
  • Aceite para freír el pollo

elaboración:

Para empezar pon a marinar las pechugas de pollo cortadas a filetes, en la salsa de soja, este paso hazlo media hora antes de hacer la salsa.

A continuación vamos a preparar la salsa, para ello corta los limones por la mitad, guarda alguna rodaja para decorar y exprímelos. En un cazo pon ese zumo de limón, junto con el azúcar, el caldo (reserva un vaso) y calienta a fuego lento. En ese vaso de caldo pon una cucharada de maicena y deja que se deshaga totalmente hasta que queden sin grumos.  Pon esta mezcla en el cazo y remueve hasta que espese.

Bate el huevo y añade la otra cucharada de maicena, mezcla hasta que quede integrada. Reboza las pechugas de pollo con este rebozado. En una sartén pon un buen chorro de aceite y fríe las pechugas hasta que queden doradas. Déjalas sobre un plato con papel absorbente para eliminar ese exceso tan desagradable a aceite.

Pon las pechugas sobre una tabla de corta y haz finas tiras con ellas. En un plazo pon las tiras de pechuga y una pequeña salsera con la salsa, decora con unas rodajas de limón o unas virutas de la corteza.

Sirve inmediatamente para que se conserve caliente y si quieres puedes acompañarlo de un buen arroz blanco o con curry.

POLLO AL HORNO CON VERDURAS

POLLO AL HORNO CON VERDURAS

POLLO AL HORNO CON VERDURAS

Esta receta de pollo al horno con verduras que os traigo hoy es una receta que hago desde hace años y que todavía no había compartido con vosotros. Y es que a veces nos complicamos con recetas más elaboradas y lo simple está igual de bueno o incluso más.  ¿No opináis lo mismo?

Además lo bueno que tiene esta receta que es fácil, económica y gusta tanto a mayores como a niños. Y para rematarlo ¡no ensucias casi nada la cocina! Así que os recomiendo que os pongáis ya a prepararla.

ingredientes:

  • 4 muslos de pollo de corral
  • 2 patatas grandes
  • Chalotas
  • Tomates
  • 1/2 vaso de vino
  • 1/2 vaso de caldo de pollo
  • Mantequilla a temperatura ambiente
  • Pimentón, tomillo, sal y aceite de oliva

elaboración:

Para empezar pela las patatas y lamínalas con una mandolina. Pon a precalentar el horno a 200º y mientras en una bandeja de horno, pon un chorrito de aceite de oliva y dispón una capa de patatas hasta cubrir toda la base de la bandeja. Salpimenta y añade un poco de tomillo en especias.

Con ayuda de un cuchillo, extiende una gruesa capa de mantequilla por encima de la piel del pollo. Tamiza por encima un poco de pimentón, añade sal y pimienta. Pon los muslos encima de las patatas.

Pela las chalotas y distribúyelas en la bandeja. Lava los tomates y también distribúyelos en la bandeja.

Añade el caldo de pollo y el vino por los huecos donde no este el pollo.

Introduce el pollo en el horno y hornea durante una hora, y cada quince minutos ves echando por encima del pollo un par de cucharadas del caldo del pollo y del vino que esta en la bandeja.

Finalizado el tiempo verás que la piel te queda súper crujiente y el pollo muy tierno.

Ya está listo para servir y disfrutar del plato.

Si te gustan las recetas con pollo, no puedes perderte éstas pollo con anacardos  y pollo con mostaza y romero 

POLLO CON SALSA SATAY

POLLO CON SALSA SATAY

POLLO CON SALSA SATAY

Hoy os traigo una receta fácil, rápida y muy deliciosa de pollo con salsa satay. Estoy segura que una vez que la probéis quedará como parte de vuestro recetario y favoritos en casa.

La salsa satay se denomina también como salsa de cacahuetes o kacang sambal. Se trata de un condimento típico de varias cocinas de Asia: Indonesia, Malasia y China. El principal ingrediente de este condimento es la mantequilla de cacahuete que se elabora junto con la salsa de soja: proporcionando la mezcla una variada tonalidad entre frutos secos sal marina.​ 

La salsa satay es recurrente en diversos platos asiáticos, generalmente acompañando pescados y carnes. Se realiza con una mezcla en diversas proporciones entre mantequilla de mani y salsa de soja. En algunas ocasiones se emplea leche de coco como aglutinante al igual que ajo y especias diversas para aromatizar al gusto del cocinero.

Ingredientes:

  • 500 gr de contramuslos de pollo deshuesados
  • 5 cucharadas de salsa satay con cacahute
  • Aceite de oliva
  • Salsa de soja
  • Vino blanco Luna Creciente
  • 2 cucharadas de Maizena
  • Pimienta negra
  • Frutos secos
  • Arroz blanco cocido

Elaboración:

Para empezar maridaremos el pollo. Primero lo cortaremos en dados y lo pondremos en un bol junto con la salsa de soja, el vino, la maizena y un poco de pimienta, lo mezclaremos todo bien y lo guardaremos dentro de una bolsa de plástico de cocina dentro de la nevera durante 30 minutos.

Pasado los treinta minutos, poner el pollo en un colador para que suelte el exceso de líquido. Volver a ponerlo en un bol y mezclar con la salsa satay hasta que quede todo bien mezclado.

En una sartén pon un poco de aceite y añade el pollo, saltea a fuego medio hasta que reduzca la salsa.

Emplatar poniendo el arroz como base del plato y encima el pollo con la salsa. Finalmente decora con unos frutos secos.

POLLO CON GAMBAS Y ANACARDOS

POLLO CON GAMBAS Y ANACARDOS

POLLO CON GAMBAS Y ANACARDOS

Hoy os enseño a hacer este pollo con gambas y anacardos, una receta muy fácil y sabrosa que sé que os gustará. Esta receta la he maridado con el vino Entrelobos de D.O. Ribera del Duero elaborado por Viñedos Singulares. Es un vino joven, de aspecto brillante y un intenso color a cereza.  Mantiene un perfecto equilibrio en la nariz entre fruta silvestre y cremosos aromas tostados, con un goloso paso frutal.

Esta receta podría ser perfectamente un mar y montaña. Un plato típico catalán donde se combina ingredientes típicos de la montaña como es la carne y otros de mar como son las gambas. Además le he añadido anacardos para darle un toque diferente y que le aporta un crujiente a la receta.

Es un plato tan fácil de elaborar que puedes prepararlo para una cena y también para un fin de semana sin complicaciones. ¿Te animas a prepararlo y explicarme si te ha gustado?

Ingredientes:

  • 750 gr de muslos de pollo deshuesados y troceados a tacos
  • 100 gr de anacardos salados y tostados
  • 400 gr de gamba pelada
  • 2 dientes de ajo y 1 cebolla
  • 5 cl aceite de oliva
  • 5 cl salsa de soja
  • 20 gr de pasta de tomate
  • 25 cl caldo de pollo y pimienta

Elaboración con robot:

Para empezar poner en el robot la cuchilla ultrablade, picar la cebolla y el ajo. Programa a velocidad 12 y durante 10 segundos.

Sustituir la cuchilla por el accesorio mezclador y añade el aceite de oliva. Inicia el programa de cocción lenta P1, 130ºC y durante 5 minutos.

Finalizado el tiempo añadir el pollo, la salsa de soja y la pasta de tomate. Además añadir los anacardos, las gambas, el caldo de pollo y la pimienta. Iniciar el programa de cocción lenta P2 a 95ºC y durante 45 minutos.

Lista para servir esta deliciosa receta de pollo con gambas y anacardos!!

Elaboración sin robot:

Para empezar picar el ajo y la cebolla. Sofreír en una cazuela con el aceite y sin dejar que se queme el ajo, dejar que se dore la cebolla. Añadir el resto de ingredientes y dejar al fuego medio durante 45 minutos. Finalmente si es necesario añadir un poco más de caldo.

Lista para servir esta deliciosa receta de pollo con gambas y anacardos!!

POLLO CON ANACARDOS

POLLO CON ANACARDOS

POLLO CON ANACARDOS

Prepararos para coger pan porque esta receta de pollo con anacardos os va a encantar. Mira que es una receta que la hago en casa veces y siempre triunfa. Vamos que si hago un quilo de pollo, también se lo comen oye!!!.

Y digo yo que cuando algo esta tan rico y es tan fácil para que nos vamos a complicar la vida ¿no? pues eso que no dejéis pasar esta receta que si triunfa en casa, estoy segura que en la tuya también.

Si no tienes muslos de pollo también puedes hacerlo con pechuga, a mi siempre me gusta más los muslos porque la carne queda más jugosa, pero justamente en la foto verás que he usado pechuga, que es lo que esta vez tenía por casa.

Y ahora sin enrollarme más, vamos al lío!!

Ingredientes:

  • 750 gr. de muslos de pollo deshuesados
  • 100 gr de anacardos salados
  • 150 gr de pimientos rojos
  • 150 gr de pimientos amarillos
  • 20 gr de pasta de tomate
  • 25 cl de caldo de pollo
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 5 cl de aceite de oliva
  • 5 cl de salsa de soja

Cuchilla ultrablade y mezcladora

Elaboración con robot:

Pela el ajo y la cebolla y ponlo en el robot con la cuchilla ultrablade. Pica a velocidad 11 durante 10 segundos.

Con ayuda de una espátula baja los ingredientes del robot a la base y cambia la cuchilla por la mezcladora e incorpora el aceite, programa predeterminado de cocción P1.

Mientras limpia los pimientos, retira las semillas y córtalos en tiras.

Finalizado el programa, añade el pollo, los pimientos, la salsa de soja, la pasta de tomate, los anacardos y el caldo. Programa predeterminado de cocción P2.

Elaboración sin robot:

Pela el ajo y la cebolla y trocea en daditos. En una cacerola pon los dados junto con el aceite y sofríe hasta que la cebolla quede transparente.

Mientras limpia los pimientos, retira las semillas y córtalos en tiras.

Añade a la cacerola el pollo, los pimientos, la salsa de soja, la pasta de tomate, los anacardos y el caldo. Pon a fuego medio durante 45 minutos. Si ves que se queda corto de caldo añade un poquito más.