EMPEDRAT DE BACALAO Y JUDIAS BLANCAS

EMPEDRAT DE BACALAO Y JUDIAS BLANCAS

Este plato de Empedrat de Bacalao y judias blancas es un plato tradicional de la cocina catalana. Es una ensalada ideal para preparar en verano, ya que es un plato que se sirve frío y además es muy equilibrado.

La ventaja que tiene es que puedes prepararlo con antelación y guardarlo en la nevera. La presentación que he hecho es en formato individual, pero también se puede poner en una ensaladera y que cada uno se ponga la cantidad deseada.

Si has comprado el bacalao salado, sólo tienes que ponerlo en agua 24-48 horas antes (dependiendo de como te guste el punto de sal) y cambiarle el agua unas tres veces al día.

Si te gusta este tipo de ensaladas con legumbres, no puedes perderte la ensalada de garbanzos .

INGREDIENTES:

  • 250 gr de judias blancas Santa Pau de Aranca
  • 250 gr de bacalao desalado
  • Olivas negras sin hueso
  • 1/2 tomate
  • Pimiento rojo
  • Sal
  • Aceite
  • Brotes para decorar
  • Esferas de aceite

ELABORACIÓN:

Para empezar pon un aro de emplatar en el plato donde vayas a servir la ensalada. Rellena la base con las judías blancas Santa Pau y presiona un poco para que se quede compacto.

Lava el pimiento, corta un trozo y después córtalo a daditos. Pon los trozos de pimiento encima de las judías blancas y reserva.

Quita la piel al bacalao y córtalo a daditos, después pon los trocitos encima del pimiento rojo.

Trocea las olivas olivas y pon una capa encima del bacalao.

Finalmente trocea el tomate también en daditos, escúrrelos para que no suelten agua y añádelos encima de las olivas negras.

Para finalizar solo tienes que decorarlo a tu gusto. Yo le he puesto unos brotes frescos de alfalfa, unas esferas de aceite, una pizca de sal y unas hojas de albahaca. Pero también puedes acabar decorándolo con unos filetes de anchoas.

Riega con un poquito de aceite y ya lo tendrás listo para degustar.

PIMIENTOS DE PIQUILLO RELLENOS DE BRANDADA DE BACALAO

PIMIENTOS DE PIQUILLO RELLENOS DE BRANDADA DE BACALAO

PIMIENTOS DE PIQUILLO RELLENOS DE BRANDADA DE BACALAO

Hoy os enseño una receta clásica con estos pimientos de piquillo rellenos de brandada de bacalao, súper deliciosos y fáciles de preparar. Ya os he enseñado en otras recetas como se hace la brandada de bacalao en las recetas de de las patatas bravas con brandada, o las mil hojas.

ingredientes para lOS PIMIENTOS:

  • 600 gr de bacalao sin espinas y desalado
  • 3 dientes de ajo
  • 70 gr de aceite de oliva
  • 100 ml nata de cocinar
  • 1 lata de pimientos de piquillo
  • Cebollino picado

INGREDIENTES PARA LA SALSA:

  • 2 cebollas
  • Aceite de oliva virgen
  • 1 vaso de vino blanco suave
  • 3 pimientos del piquillo
  • El líquido de la conserva de los pimientos
  • 300 gr de tomate frito
  • 1 vaso de agua
  • 1½ cdas. de harina
  • Sal al gusto

elaboración de la brandada:

En una sartén pon el aceite y el ajo pelado, lo dejamos dorar.  A continuación incorpora el bacalao desalado y lo dejas dorar también.

Saca el bacalao de la sartén y lo trituras con ayuda de una túrmix. Ves añadiendo a la túrmix la nata de cocinar y el aceite que habíamos usado anteriormente, hasta que nos quede la consistencia de puré.

Escurre los pimientos y guarda su líquido, limpia de pepitas si tuviera dentro, rellena los pimientos con la brandada de bacalao, puedes ayudarte de una manga pastelera o una cuchara pequeña.  A medida que los vayas rellenado ponlos en una fuente de horno y reserva mientras preparas la salsa.

elaboración de la salsa:

Pica finamente la cebolla y en una sartén póchala hasta que quede transparente. Agrega la harina para que se tueste, como si hicieras unas croquetas.

Precalienta el horno a 180º

A continuación añade el líquido de los pimientos, los tres pimientos troceados y el tomate, deja reducir hasta que se espese. Tritura la salsa, sazona y añade la salsa por encima de los pimientos.

Introduce en el horno a 180º durante 15 minutos.

Saca del horno, pica un poco de cebollino, añade por encima y sirve caliente.

 

SOPA DE CEBOLLA

SOPA DE CEBOLLA

SOPA DE CEBOLLA

Hoy os enseño a preparar una deliciosa receta tradicional francesa como es la sopa de cebolla. Un plato que os vendrá muy bien a los inicios del invierno o incluso para preparar cualquier día de Navidad.

La sopa de cebolla se servía en la Edad Media y era realmente una comida para pobres, ya que precisaba de pocos ingredientes y reconfortaba en los duros días de invierno de aquella época en la que no existía la calefacción. Unos tantos años después, sobre el siglo XIX este plato se puso de moda en Francia, ya que se servía en el mercado parisino de Les Halles para aquellos que venían de trasnochar.

Hoy en día forma parte de nuestra gastronomía y os aseguro que es un plato que no os va a dejar indiferentes.

Esta receta es mejor si la preparas en dos días, el primer día haces el caldo base y el segundo la sopa de cebolla.

Las cebollas empleadas son cebollas dulces, para que las distingas en el supermercado son cebollas blancas y en la etiqueta lo suele poner. Si no encuentras puedes ponerle otro tipo de cebolla pero le añadirás una cucharadita de azúcar entonces.

Para el agua que le vamos a añadir a la sopa yo he usado un filtro de agua de Tappwater que me asegura un agua limpia de cal e impurezas y con un sabor increíble, además me ayuda a no tener que usar agua embotellada, por lo tanto a ser más sostenible.

ingredientes:

  • 600 gr de cebollas dulces
  • 2 dientes de ajo
  • 1’5 litros de caldo de carne (necesitarás un preparado para carne, sal y agua)
  • 30 ml de aceite de oliva
  • 30 ml de brandy
  • 70 gr de mantequilla
  • 3 cucharadas de harina de trigo
  • Pan
  • Romero
  • Queso rallado
  • Sal y pimienta negra

elaboración del caldo casero:

Para empezar vamos a preparar el caldo de carne el día anterior. Para ello pondrás en una cazuela grande y honda 2 litros de agua filtrada y el preparado de carne que ya venden en los supermercados donde tendrás verduras frescas como zanahoria, apio, cebolla, etc y además la carne y los huesos en crudo. Pela las verduras, añade una patata sin piel y una pizca de sal y ponlo todo en la cazuela. Deja cocer durante una hora y media, si es necesario puedes ir añadiendo agua a medida que se vaya consumiendo, pero te ha de quedar como resultado el 1’5 litros que necesitas para la sopa.

Si no tienes tiempo de preparar el caldo también puedes comprar uno ya elaborado, pero si lo haces tú siempre te asegurarás un mejor sabor.

Una vez acabado el tiempo del caldo, déjalo enfriar para que la parte grasa se vaya arriba de la cazuela, yo generalmente lo dejo hasta el día siguiente.

Puedes retirar la carne y hacer croquetas  o desmigarla y guardarla para acompañar a la sopa.

elaboración de la sopa de cebolla:

Ahora empezamos la receta de la sopa de cebolla, así que pela la cebolla y córtala en juliana. También pela los ajos y córtalos a rodajas. En una cazuela grande, calienta el aceite y añade la mantequilla, deja que se deshaga la mantequilla con el calor y en ese punto añade la cebolla y el ajo. Remueve bien todo y añade la sal y la pimienta, esto hará que la cebolla sude y suelte su agua y por lo tanto conseguiremos que quede más blandita.

Remueve bien todo porque es muy importante que no se te pegue la cebolla ni te coja color, por lo que el fuego ha de estar muy suave. Este paso dura unos 20 minutos, removiendo de tanto en tanto, si no has usado cebollas dulces ahora puedes añadir el azúcar.

Añade la harina a la cazuela y remueve bien con todos los ingredientes, deja un para de minutos que se integre. Agrega el brandy (si no tienes puedes ponerle coñac o incluso vino blanco) deja que evapore el alcohol un par de minutos.

En este punto ya es el momento de añadir nuestro caldo de carne que tenemos reservado, acuérdate de quitarle todas las grasas de la parte superior. Salpimenta y deja que llegue a ebullición. En ese punto baja el fuego y deja que termine su cocción a fuego suave.

Mientras corta unas rebanadas de pan y tuéstalos, después parte un ajo por la mitad y restrega el ajo por el pan. Añade el queso por encima y corta un poco de romero fresco.

En el momento de servir pon la sopa en las soperas o cuencos, añade por encima un poco de queso rallado y encima el pan que tenemos preparado. Gratina en el horno a 210º durante 6 minutos o hasta que veas que el queso del pan se ha derretido. Sirve inmediatamente y a disfrutar.

¡Bon voyage!

filtro tapp water para la sopa de cebolla
filtro tapp water para la sopa de cebolla
FLAN DE MATÓ

FLAN DE MATÓ

FLAN DE MATÓ

Este flan de mató es tradicional de la gastronomía catalana y se elabora con un queso fresco muy especial, que se usa en las Islas Baleares y en Cataluña.

Tiene menos grasas que otro quesos y se utiliza para ello la leche de cabra u oveja. Se fabrica de forma artesanal haciendo hervir la leche y coagulándola con un elemento vegetal como la flor de cardo, jugo de limón o un elemento animal (cuajo). Después se filtra con un trapo en recipientes de mimbre o caña. Se obtiene así una masa pastosa de color blanco, ligeramente dulce por efecto de la concentración de la lactosa de la leche.

Este queso generalmente se acompaña de miel, azúcar o de mermelada, así que en vez de utilizar el típico caramelo para los flanes, vamos a usar la miel.

Esta receta se puede hacer para 6 personas.

ingredientes:

  • 3 huevos
  • 175 ml de leche
  • 100 gr de queso mató
  • 50 gr de azúcar
  • Miel

elaboración del flan de mató:

Para empezar bate los huevos con el azúcar, la leche y el queso mató, puedes hacerlo con una túrmix.

A continuación pon en la base de cada flanera un chorrito de miel hasta que cubra toda la base. Añade la mezcla anterior encima de la miel y hasta 3/4 partes de la flanera, ya que después crecerán por el huevo.

En una bandeja de horno, pon encima una bandeja grande e introduce dentro todos los flanes. Rellena de agua la bandeja de horno, hasta alcanzar más o menos la mitad de todos los moldes de los flanes. Eso es para poder cocerla al baño maría.

Cuece los flanes durante 30 minutos a una temperatura de 170º.

Finalizado el tiempo saca con cuidado la bandeja del horno, ojo que no se te derrame que el agua quemará.

Deja enfriar los flanes en la encimera antes de meterlos en el frigorífico. Desmolda con cuidado y presenta con fruta fresca o también puedes añadir un poco de nata montada.

Si te ha gustado esta receta de flan de mató no puedes perderte esta otra receta de flan de coco que sé que te va a gustar también.

 

BACALAO A LA VIZCAÍNA

BACALAO A LA VIZCAÍNA

BACALAO A LA VIZCAÍNA

El bacalao a la vizcaína es un plato tradicional de la cocina vasca. Su ingrediente principal es el bacalao en salazón, acompañado por una deliciosa salsa que puedes tener preparada con antelación.

Con esta fácil receta estoy segura que vas a triunfar y no te va a llevar mucho tiempo prepararla. Si compras el bacalao salado recuerda de desalarlo el día de antes, cambiando el agua por lo menos tres veces.

ingredientes:

  • 4 porciones de bacalao
  • 4 dientes de ajo
  • 800 ml caldo de pescado
  • 1 hoja/s laurel
  • 50 g carne ñora
  • 80 gr de galletas
  • 50 g aceite
  • 100 gr de jamón

ELABORACIÓN DEL PESCADO A LA VIZCAÍNA:

Para empezar con esta deliciosa receta pela los ajos y la cebolla y córtalos a trozos.

En una cazuela añade el aceite, el jamón, la cebolla y los ajos y deja que se doren a fuego bajo durante 30 minutos, moviendo de vez en cuando.

Añade el caldo de pescado, el laurel y la carne de ñora, remueve y deja cocinar a fuego medio-alto durante 20 minutos.

Finalizado el tiempo, añade las galletas y deja cocinar unos 10 minutos más.

Retira la hoja de laurel y con ayuda de una túrmix o un robot de cocina tritura la salsa, si es necesario puedes añadir un poco más de caldo de pescado o un poco de aceite para emulsionar.

Prepara otra sartén a fuego alto con aceite para freír. Salpienta y enharina los trozos de bacalao. Fríe los trozos comenzando por el lado donde tengas la piel y después dale la vuelta.

Prepara un plato con papel absorbente y a medida que este dorado el bacalao deja encima para que absorba el exceso de aceite.

Servir dos trozos por comensal acompañado por un poco de salsa vizcaina y poner el resto en un tazón para que cada uno se sirva a su gusto.

Si te ha gustado esta receta y buscas alguna más de bacalao no te pierdas el bacalao al ajoarriero

 

ATÚN CON SANFAINA

ATÚN CON SANFAINA

ATÚN CON SANFAINA

Este plato de atún con sanfaina es una receta fácil y deliciosa. La sanfaina es una receta tradicional de la zona de Cataluña, se trata de un sofrito que se hace poco a poco con verduras como la berenjena, el calabacín, los tomates y el pimiento.

Puedes acompañar la sanfaina a platos de pescados y de carnes, aunque a veces también puedes ponerla con huevos fritos o dentro de una empanada, la verdad es que da mucho juego.

ingredientes para el atún con sanfaina:

  • 6 lomos de atún
  • 250 gr de calabacín
  • 250 gr de berenjenas
  • 200 gr de pimiento rojo
  • 200 gr de cebolla
  • 300 gr de tomate frito casero
  • 1 hoja de laurel
  • 70 gr de aceite
  • Sal y pimienta

elaboración:

Para empezar corta a dados todas las verduras.

En una sartén grande o una cazuela de barro pon un chorrito de aceite y la cebolla y el pimiento. Deja que se sofrían y cuando la cebolla cambie de color añade el calabacín.

Rehoga a fuego lento y finalmente añade la berenjena. No añadimos antes la berenjena porque absorbe mucho aceite y nos quedaríamos sin.

Cuando todo este rehogado, añade el tomate frito, una pizca de sal y de pimienta y deja cocer todo el conjunto 5 minutos.

Pasa por la plancha los lomos de atún, no es necesario que los hagas demasiado porque te quedarán muy secos sino, el atún se hace muy rapidamente.

A la hora de emplatar pon dos lomos de atún por comensal y encima la salsa. Puedes acabar el aliño con un chorrito de aceite virgen extra, un poquito de cebollino y romero fresco.

Si te ha gustado esta receta, te propongo estas otras que seguro que te van a gustar pisto manchego y la deliciosa empanada de carne que siempre triunfa en casa .

Y si haces esta receta, acuérdate de enviarme tus comentarios o etiquetarme para que pueda compartirlo con la comunidad.

 

BACALAO AJOARRIERO

BACALAO AJOARRIERO

BACALAO AJOARRIERO

Este plato de bacalao ajoarriero es un plato típico del Norte de España, lo encontrarás en muchos bares y restaurantes y la verdad es que es una receta súper sencilla de preparar. El bacalao es un pescado muy agradecido que se cuece rápidamente por lo que su tiempo de cocción total de la receta es muy corto.

ingredientes:

  • 500 gr de bacalao desmigado y desalado
  • 200 gr de pimiento verde
  • 200 gr de cebolla
  • 8 ajos pelados y laminados
  • 500 gr de tomate frito casero
  • La carne de un pimiento choricero
  • Aceite
  • Sal
  • Pimentón picante

elaboración:

Para empezar corta todas las verduras muy finitas. En una cacerola ponle un buen chorrito de aceite y añade el pimiento y la cebolla.

Deja que se cuezan bien hasta que veas que la cebolla cambia de color. Pela y corta los ajos. Añádelos a la cazuela y deja que se vayan dorando sin llegar a quemarse, a fuego bajo durante 25 minutos.

Corta el bacalao a tiras, retira la carne del pimiento choricero y añádelos a la cazuela junto con el tomate frito casero. Añade también un poco de sal y pimentón picante.

Deja que cueza todo el conjunto unos cinco minutos.

Por otro lado, cuece unas seis patatas en agua y sal. Después déjalas enfriar, pélalas y córtalas a rodajas.

A la hora de servir, pon una capa de patatas, añade sal y pimienta. Encima pon una capa generosa de bacalao ajoarriero y finalmente corta un poco de cebollino y lo repartes por el plato.

Es mejor servirlo caliente, pero si no puedes lo guardas en un tupper en la nevera hasta la hora de servirlo. En ese tiempo se integrarán más los sabores.

Si te ha gustado esta receta no te pierdas más recetas que hay en la web con bacalao como los buñuelos de bacalao o las patatas con brandada de bacalao

 

BUÑUELOS DE BACALAO

BUÑUELOS DE BACALAO

BUÑUELOS DE BACALAO

Los buñuelos de bacalao es una receta tradicional que puedes preparar en Semana Santa o cualquier temporada del año. Los puedes preparar como parte de un aperitivo o como parte de la cena.

No necesita muchos ingredientes y puedes comprar el bacalao ya desalado y así te ahorras un paso.

ingredientes:

  • 250 g de bacalao desalado
  • 1 diente de ajo
  • Perejil fresco 
  • 100 gr de harina de trigo
  • 2 Huevos grandes
  • 50 gr de mantequilla
  • 150 ml de agua
  • 1 cucharadita de postre de levadura química
  • Aceite de girasol para freír
  • Sal

ELABORACIÓN:

Para empezar pon el un cazo el agua y la mantequilla y ponlo a hervir. Mientras pela y corta el ajo en daditos y corta las hojas del perejil.

Tamiza la harina y la levadura.

Una vez que el agua comience a hervir, añade la harina y la levadura de golpe. Remueve con una cuchara de madera toda la masa hasta que quede integrado, sin grumos y se despegue de las paredes del cazo.

Añade los huevos de uno en uno, primero añades uno y mezcla bien, cuando veas que queda totalmente integrado, añade el segundo huevo y haz lo mismo. Te quedará una masa espesa y brillante. En este año puedes integrar el ajo y el perejil. Desmiga el bacalao y añádelo a la masa también. Reserva en la nevera durante una hora mínimo.

En otro cazo alto pon a calentar una buena capa de aceite de girasol, piensa que los buñuelos han de flotar, así que pon bastante cantidad.

Con ayuda de dos cucharitas de café haz unas bolitas con la masa y ponlas en el aceite caliente, verás que se irán girando solos y si no ayúdales a girarse. Pon un plato con papel absorbente y en el momento que los buñuelos tengan el color dorado, sácalos del fuego y ponlos en el plato para que absorba todo el exceso de aceite.

Ya tienes listos estos suculentos y deliciosos buñuelos.

Si te ha gustado esta receta con bacalao, no te pierdas estas otras recetas con bacalao: croquetas de bacalaopatatas bravas con brandada de bacalao.

ROSCOS DE LA ABUELA

ROSCOS DE LA ABUELA

roscos de la abuela

Esta receta de roscos de la abuela, es una receta tradicional de casa, la recuerdo desde que yo era pequeña y la hacía con mi madre en su cocina. Cada año era tradición hacerlos y después degustarlos con un vasito de chocolate.

Una receta llena de sabiduría y fácil que no te puedes perder para Cuaresma o Semana Santa. También puedes variarlos un poquito si les añades vino blanco o anís.

INGREDIENTES:

  • 1 Kg de harina de fuerza
  • 8 Huevos
  • 12 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 12 cucharadas de leche entera
  • 4 cucharadas de nata de cocina
  • 12 cucharadas de azúcar
  • 1 piel de limón o naranja
  • 2 sobres de levadura en polvo
  • Aceite de girasol
  • Para rebozar azúcar y canela

elaboración:

Para empezar batir los huevos con el azúcar hasta blanquearlo. Añadir el aceite, la leche entera, la nata de cocina y batimos de nuevo. Se ralla el limón y se pone la ralladura dentro. Añade la levadura en polvo y bate de nuevo. Se mezcla la harina tamizada en el bol, se va amasando hasta que coja cuerpo y después se pone en una superficie de trabajo. Si es necesario, añadir más harina, te ha de quedar una masa lisa y elástica.

Se amasa durante unos 5 o 6 minutos y se hace una bola. Se pone en un bol y se deja levar durante media hora tapada con un trapo.

En una sartén pequeña y honda poner bastante aceite de girasol. Se van haciendo bolitas con la masa y con los dedos dedos gordos se va haciendo un agujero en el centro y ayudando a hacer el agujero central.

Se van poniendo en la sartén cuando el aceite esté bien caliente y se van dando vueltas para que se frían por los dos lados. Una vez fritos se pone en plato sobre papel absorbente y se hace este proceso hasta acabar la masa.

Poner en un plato hondo el azúcar y la canela a tu gusto y rebozar los roscos cuando estén calientes o templados, nunca fríos.

Dejar enfriar un poquito y ya están listos para comer.

Si te gustan este tipo de recetas tradicionales no te pierdas las croquetas caseras de mi madre