TARTA DE QUESO CON CRÈME BRÛLÉE

TARTA DE QUESO CON CRÈME BRÛLÉE

TARTA DE QUESO CON CRÈME BRÛLÉE

Esta tarta de queso con crème brûlée es de las más buenas que he probado, en tartas de queso está entre mis favoritas, riñendo el primer puesto junto con la tarta de queso de la Viña.

Esta tarta de queso con crème brûlée lo tiene todo, el toque cremoso del queso, la suavidad de la crema, la textura crujiente del azúcar y la galleta, hace que sea totalmente diferente al resto.

Como anécdota os diré que mi sobrino con cuatro años dijo que era la mejor tarta que había probado jamás y todos sabemos que los niños nunca mienten, por eso solo puedo recomendaros que también la probéis.

Ingredientes para la base:

  • 250 g de galletas
  • 100 gr de mantequilla derretida
  • cucharada de vainilla

Ingredientes para la tarta de queso:

  • 600 gr de queso Philadelphia
  • 125 ml de cremè fraîche
  • 250 ml de nata de montar 35% mg
  • 1 cucharada de maicena
  • 140 g de azúcar
  • 2 huevos grandes a temperatura ambiente
  • 1 cucharada de vainilla

Ingredientes para la crème brûlée:

  • 250 ml de nata de montar 35% mg
  • 4 cucharadas de azúcar
  • 5 yemas de huevos grandes
  • 1 cucharada de vainilla
  • 60 gr de azúcar para caramelizar

Elaboración con robot:

Para empezar elabora la base. Con la cuchilla ultrablade tritura las galletas hasta que sean polvo. Añade la mantequilla derretida y la vainilla. Y mezcla hasta que quede una masa densa.

Cubre el molde con esta masa. Se ha de forrar las paredes y el fondo del molde. Deja enfriar en la nevera.

Pon la cuchilla mariposa y bate el queso crema, pon velocidad sin tiempo ya que vamos a ir añadiendo ingredientes a medida que se integren, a los dos minutos agrega la vainilla y la nata y otro minuto más. Agrega también los huevos de uno en uno. Sigue añadiendo ingredientes… el azúcar, la maicena y finalmente la crema agria.

Vuelca la mezcla dentro del molde y hornea 40 minutos a 180º c mientras prepararemos la crème.

Limpia el robot y la cuchilla de mariposa de nuevo.

En una cacerola pon la nata a fuego mediano y añade el azúcar, removiendo de vez en cuando hasta que el azúcar quede integrado. Lo retiramos del fuego.

En el robot bate las yemas de huevo y la vainilla hasta que quede una crema suave. Velocidad 6, sin tiempo. Y por la boquilla vamos echando con una cuchara la mezcla de la nata que teníamos en la cacerola. Es importante hacerlo lentamente para que no se cocinen los huevos.

Saca la tarta del horno y baja la temperatura a 150º C. No pongas la crema hasta que el pastel este lo suficientemente frío.

Finalmente vuelca con cuidado la crema sobre el pastel de queso y hornea 20 minutos.

Acabado el tiempo lo dejas en el horno 1 hora con el horno apagado, la puerta entreabierta y luego lo pones en la nevera mínimo 4 horas.

Cuando la tarta esté completamente fría espolvoreas el azúcar y lo quemas con un soplete.

Elaboración sin robot:

Para empezar elabora la base de la tarta. Tritura las galletas hasta que sean polvo. Añade la mantequilla derretida y la vainilla. Y mezcla todo hasta que quede una masa densa. Cubre el molde con esta masa. Se ha de forrar las paredes y el fondo del molde y deja enfriar en la nevera.

Prepara la tarta de queso batiendo el queso crema con una batidora o un robot con varillas hasta que quede una mezcla suave. Agrega el extracto de vainilla y la nata.

Añade los huevos de uno a uno, no poner el siguiente hasta no haberse integrado el anterior. Agrege el azúcar, la maicena y también la crema agria.

Vuelca la mezcla dentro del molde y hornear 40 minutos a 180º c, mientras prepara la crème.

En una cacerola pon la nata a fuego mediano y añade el azúcar, removiendo de vez en cuando hasta que el azúcar quede integrado. Lo retiras del fuego.

Bate las yemas de huevo y la vainilla hasta que quede una crema suave. Vierte la crema caliente de la nata y azúcar muy lentamente sobre los huevos batidos (lentamente para que no se cuezan). Vuelve a poner el cazo al fuego y dejar que espese poco a poco, moviendo sin parar, con una cuchara de madera. Deja templar.

Saca la tarta del horno y bajamos la temperatura a 150º C, ha de estar suficientemente fría para que no se agriete al volcar la crema sobre la tarta. Una vez volcada hornea 20 minutos.

Acabado el tiempo lo dejas en el horno 1 hora con el horno apagado y la puerta entreabierta. Finalmente ponla en la nevera mínimo 4 horas.

Cuando la tarta esté completamente fría espolvoreas el azúcar y lo quemas con un soplete.

Consejos:

  • Puedes acabar de decorarla con frutos del bosque, flores y menta fresca.
  • Servir fría, puedes hacerla el día anterior.

Published by

4 thoughts on “TARTA DE QUESO CON CRÈME BRÛLÉE

    1. I haven’t the english recipe, but you can traslate in the traductor google. Thank you very much for your comments.

    1. Hola Cristina, yo la compro en el corte inglés pero estoy segura que la puedes encontrar en grandes superficies. Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *