MEJILLONES TIGRES

MEJILLONES TIGRES

MEJILLONES TIGRES

Esta receta de mejillones tigres es la clásica que puedes encontrarte en los bares de toda la vida. No deja de ser otra cosa que unas croquetas que se presentan en la propia concha del mejillón. La receta es súper sencilla y no te a va a llevar mucho tiempo hacerla, así que te animo a que la hagas. Recuerda que como cualquier croqueta, has de dejar enfriar la masa, por lo que puedes hacerla un día y finalizar la receta al día siguiente.

Generalmente compro mejillones que estén más o menos limpios que sólo tenga que quitarles las barbas y que no me den mucho trabajo, en su contra este tipo de mejillones (muchas veces son los de roca) pueden ser mucho más pequeños pero para mí, más sabrosos.

Lo primero que has de hacer es limpiarlos y retirar todas las barbas e impurezas que tenga la concha, después ponerlos con un dedo de agua y sal a hervir hasta que se abran.

ingredientes para la masa:

  • 500 gr de mejillones con concha
  • 1 cebolla pequeña
  • 30 g de aceite de oliva
  • 20 g de mantequilla
  • 50 g de harina
  • 300 g de leche entera
  • 100 gr de nata de cocinar (opcional, sino sustituir por leche)
  • 1 pizca de cayena o picante
  • 1 cda. de salsa de tomate (facultativo)
  • Nuez moscada rallada al gusto
  • Sal al gusto

ingredientes para la fritura:

  • 2 huevos tamaño L
  • Pan rallado
  • Aceite de oliva
  • Sal

elaboración:

Para empezar como te he indicado antes has de limpiar bien los mejillones y ponerlos a cocer. Dejar enfriar un poco (no tiréis el agua, cuélalo y reserva) , saca la carne del mejillón, quítale el pie  y reserva una de las conchas por cada mejillón.

Pica o ralla la cebolla y reserva.

En una sartén pon el aceite y la mantequilla, cuando se derrita la mantequilla añade la cebolla, ponlo a fuego suave para evitar que se te queme, cuando esté transparente añade la cayena o el picante que tengas.

A continuación añade la harina, remueve para que absorba todo el líquido y deja que cueza sin parar de remover un par de minutos, necesitamos que la harina se tueste para que no tenga sabor a crudo.

Añade poco a poco el caldo de los mejillones, hazlo en dos tandas para que la harina lo vaya absorbiendo. Mientras se reduce, mezcla la leche con la nata y calienta en el microondas. Una vez reducido el agua, añade la leche con la nata poco a poco, removiendo para que se forme la bechamel.

Añade sal y la nuez moscada y remueve hasta que la masa te quede ligada. Retira del fuego y reserva.

Pica finamente los mejillones y añádelos a la masa, remueve bien para que se integren. Ahora toca tener paciencia porque hemos de dejar enfriar la masa. Tapa con papel film, de manera que el film toque la masa para evitar que forme una costa y deja enfriar totalmente, yo la dejo sobre la encimera y finalmente la meto en la nevera.

formamos los mejillones tigres:

Una vez la masa fría, coge porciones con ayuda de una cuchara de la medida de cada concha, rellena las conchas hasta agotar la masa.

En un plato hondo batirás los dos huevos con una pizca de sal y en otro plato hondo pondrás el pan rallado.

Pasa cada mejillón por el plato del huevo y después por el del pan rallado. Ves reservando los mejillones hasta acabar de rebozar todos.

Calienta aceite en una sartén, has de poner bastante aceite para que los cubran, también puedes hacerlos en la freidora, pero yo no tengo. Ves introduciendo los mejillones y deja que se doren, una vez dorados ponlos sobre un plato con papel de cocina para que absorba el exceso de aceite.

Ya tienes tus mejillones tigres listos para servir, yo le pongo un poco de cebollino por encima.

Si te ha gustado esta receta no puedes perderte las deliciosas croquetas de mi madre. 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Published by

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *