CALABACÍN CON QUESO DE CABRA

CALABACÍN CON QUESO DE CABRA
5 (2)

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 5)

CALABACÍN CON QUESO DE CABRA

Con este plato de calabacín con queso de cabra caramelizado tienes un primer plato lleno de sabor, color y texturas, espectacularmente rico.

La idea de esta receta no es mía, fui a comer a un restaurante y me pusieron un plato similar que despertó todos mis sentidos y a partir de aquí se me ocurrió darle mi toque personal añadiendo otros ingredientes y texturas. Y la verdad es que ha quedado tan bueno que es una receta que pienso hacer más de una vez en casa.

Los ingredientes de esta receta están pensados para dos personas, pero si tienes invitados solo has de multiplicar los ingredientes.

ingredientes:

  • 1 calabacín grande
  • 1 rodaja de rulo de cabra
  • Azúcar moreno
  • Pesto
  • Aceite
  • Pimentón picante
  • Sal
  • Mermelada de tomate
  • Pipas caramelizadas

elaboración:

Para empezar lava bien el calabacín y sécalo. Córtalo a rodajas gruesas, desechando el rabito y la parte final. Procura que sean todas del mismo grosor para que así se cocinen todas por igual.

Pon a calentar una plancha al fuego, si lo prefieres también puedes asarlo en el horno. Una vez caliente la plancha, pon las rodajas de calabacín y añade una pizca de sal a cada rodaja. Una vez que estén doradas, dales la vuelta.

Cuando ya tengas el calabacín listo, ponlo como base del plato. Añade una rodaja de queso de cabra encima del calabacín y por encima de ésta añade un poco de azúcar moreno.

Con un soplete de cocina, calienta el azúcar moreno hasta que se deshaga y caramelice, se formará como una costra.

Salsea el calabacín con un poco de pesto, puedes encontrar la receta de como elaborarlo aquí.

Con una cuchara pequeña de café, añade un toque de mermelada de tomate encima de cada calabacín.

Para finalizar añade las pipas caramelizadas por encima, éstas le darán un toque crujiente a la receta. Si no tienes pipas caramelizadas, también puedes ponerle pipas de calabaza u otro fruto seco que te guste.

Sirve caliente, si en el proceso se te ha enfriado un poquito, puedes meterlo un minuto en el microondas a máxima potencia, así también el queso de cabra se deshará un poquito y quedará más rico, si cabe.

¡A disfrutar!

Published by

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.