PALITOS DE OLIVAS NEGRAS Y ACEITE

PALITOS DE OLIVAS NEGRAS Y ACEITE

PALITOS DE OLIVAS NEGRAS Y ACEITE

Estos palitos de olivas negras y aceite son ideales para preparar como parte de un aperitivo. Aunque también puedes acompañarlos de embutidos, hummus, guacamole o simplemente como snack.

Es una receta muy sencilla que no te robará mucho tiempo y siempre es mejor hacerlo tú que comprar esos palitos ya elaborados que venden en los supermercados. Además teniendo como base esta receta puedes cambiar los ingredientes y hacer estos palitos de miles de sabores.

Otras ideas de pan y olivas son estas otras recetas: pan venezolano y pan fougasse

ingredientes:

  • 7 gr de levadura fresca
  • 80 gr de agua
  • 200 gr de harina de fuerza
  • 10 gr de sal
  • 10 gr de azúcar
  • 40 gr de aceite de oliva virgen extra Aubocassa
  • 30 gr de olivas negras deshuesadas
  • Romero en rama

elaboración:

Para empezar pon el agua a calentar en el microondas un minuto, después añade la levadura fresca y mezcla bien para que la levadura se deshaga.

En un bol pon la harina de fuerza, el azúcar, la sal y mezcla todos los ingredientes . Corta con unas tijeras las hojas del romero para que queden en trocitos muy pequeños, añádelo al bol y mezcla de nuevo. Añade el agua con la levadura y el aceite. Amasa todo hasta que no quede harina suelta y una masa lisa.

Cubre con un trapo de cocina y deja que la masa repose, yo la dejé tres horas para que fermentara bien.

Una vez que la masa ha fermentado, corta las olivas en trocitos muy pequeños, puedes hacerlo con una picadora, pero ojo que no se te haga una masa. Mezcla con la masa y amasa de nuevo para que se integre todo.

En la mesa de trabajo, añade un chorrito de aceite de oliva y estira la masa con ayuda de un rodillo. Corta las tiras de los palitos, no han de ser muy gruesos porque todavía nos queda que otra fermentación y volverán a crecer.

Pon en una bandeja de horno, una hoja de papel sulfurizado y a medida que vas cortando la mas en tiras, ves poniéndolas en la bandeja. Pincela las tiras con aceite de oliva y con ayuda de un pincel de silicona. Deja reposar los palitos dentro del horno sin encender, durante una hora.

Finalmente precalienta el horno a 200º y hornea los palitos durante 20 minutos o hasta que te queden dorados.

Déjalos enfriar y finalmente sírvelos acompañando un plato de jamón y unos quesos.

TORTA SALADA DE GUADIX - GRANADA

TORTA SALADA DE GUADIX – GRANADA

TORTA SALADA DE GUADIX – GRANADA

Esta torta salada de Guadix – Granada es una torta típica del pueblo de mis padres. Cada vez que bajo a Granada siempre las compro en la panadería y también las ponen en los bares como tapas acompañada de atún o jamón.

Generalmente en Guadix le llaman torta para las habas, porque es un pan que acompaña muy bien a esa legumbre.  Pero como os digo podéis acompañarla de embutidos,  yo esta vez la he acompañado de un queso de romero, un buen jamón y un lomo de Trevélez.

He escogido para maridarlo un tinto de Principe de Viana que acompaña muy bien a los embutidos y los quesos.

INGREDIENTES para la masa madre:

  • 400 g de harina de fuerza
  • 350 g de agua
  • Un gramo de levadura fresca

ingredientes para las tortas saladas:

  • La masa madre anterior
  • 200 g de harina de fuerza
  • 8 g de levadura fresca
  • 10 g de aceite de oliva
  • 10 g de sal
  • Aceite de oliva al gusto
  • Sal gorda al gusto

ELABORACIÓN:

Para empezar el día de antes mezclamos la harina junto con el agua y la levadura de los ingredientes de la masa madre. Tapa bien con papel film y deja a temperatura ambiente hasta el día siguiente.

Al día siguiente mezcla en un robot de cocina la harina, la levadura desmenuzada y la masa madre. Mezcla bien hasta que se integre todo y a continuación añade los 10 gr de aceite, la sal y amasa de nuevo.

Deja fermentar la masa hasta que duplique su tamaño, yo lo dejé dos horas. Divide la masa en  bolas de 120 gr y ponlas en una bandeja de horno con papel sulfurizado. Cubre con un paño y deja fermentar de nuevo media hora.

Precalienta el horno a 200º.

Finalmente con lo dedos hazle unos surcos, añade por encima bastante aceite de oliva, que se llenen los surcos y espolvorea por encima sal gorda a tu gusto. También puedes ponerle un poco de pimienta, incluso si te gusta unos ajos con piel cortados por la mitad por encima.

Hornea durante 20 minutos aproximadamente, que veas que te quedan doraditas y crujientes. Finalmente deja enfriar y listas para servir.

Si te ha gustado esta entrada, no te pierdas esta otra receta de molletes con carne en salsa granadina.

PRETZEL O BRETZEL ALEMÁN CASEROS

PRETZEL O BRETZEL ALEMÁN CASEROS

pretzel o Bretzel alemán caseros

Siempre me ha fascinado este pan y hoy os quiero enseñar a elaborar estos pretzel o bretzel alemán caseros de manera fácil y rápida.

He viajado bastantes veces al centro de Europa y siempre me ha llamado la atención y he tenido ganas de elaborarlo. La primera vez que los vi fue en Baviera, y después ya los he visto por diferentes países incluso cuando estuve en Estados Unidos los encontré. Este panecillo se popularizó con la inmigración alemana que llegó a gran parte de las panaderías y puestos callejeros de otros países.

El pretzel o brezel es un panecillo con forma entrelazada, puedes encontrarlos duros cuando son en forma de snack o blandos si su corteza es dura y la miga blanda.

Esa receta tan bonita y crujiente que tiene se debe a la sosa cáustica. Su receta original explica que se sumergen en un baño de sosa con una concentración de sustancia muy baja antes de introducir los pretzels al horno. Nosotros no lo haremos y en vez de eso emplearemos un baño de bicarbonato que también nos va a servir y mejor no arriesgar.

Ingredientes:

  • 360 ml. de agua caliente templada
  • 8 gr. de levadura seca de panadería o 25 gr. de levadura fresca
  • 1 cucharadita de sal
  • 15 gr. de mantequilla derretida
  • 17 gr. de azúcar moreno
  • 500 gr. de harina de trigo normal
  • Semillas de amapola, pipas de calabaza y sal gorda para decorar
  • 1 huevo batido
  • 50 gr. de bicarbonato
  • 2 litros  de agua

Preparación de la masa:

Para empezar diluye la levadura en 360 ml de agua templada dentro de un bol, deja reposar un minuto. Mientras derrite la mantequilla en el microondas y deja atemperar.

En una batidora con gancho pon el agua con la levadura, la harina tamizada, el azúcar y la mantequilla. Mezcla a velocidad baja y sube la velocidad poco a poco. Amasa así durante cinco minutos y hasta que tengas una masa lisa que se despegue de las paredes del vaso. Verás que la masa queda un poco pegajosa pero no pasa nada.

Enharina la mesa de trabajo y pon la masa. Boléala para crear tensión en la masa y forma una bola con ella. Engrasa un bol y deja reposar la masa dentro durante 10 minutos, tápala con un trapo.

Precalienta el horno a 200º, calor arriba y abajo sin ventilador.

formamos los pretzels:

Mientras pesa la masa y divídelas en tantas porciones como grandes quieras hacer los pretzels. Yo lo he dividido en 10 porciones, pero puedes hacer más, dependiendo de su tamaño.

Estira cada porción de la masa en forma de cordón y cuanto más finitos más delgado te quedará el pretzel, pero cuidado que cuesta más de manipular después.

Haz una circunferencia con el cordón y gira la punta de un extremo del cordón alrededor de la otra. Finalmente coge los dos extremos y plégalos hacia el centro de la masa, como si hicieras una lente.  Déjalos sobre una bandeja de horno con papel sulfurizado y deja que fermenten. No necesitamos que doblen su volumen, pero si que leven un poquito.

Pon mientras los 2 litros de agua y el bicarbonato a hervir. Cuando ya estén levados, sumerge cada pretzel en el baño de bicarbonato y con ayuda de una espátula a los veinte segundos le damos la vuelta. Vuelve a dejarlo en la bandeja de horno y repite este proceso con todos.

Bate un huevo y pincela los pretzels, finalmente decora con semillas de amapola, calabaza o sal gorda.

PAN FOUGASSE

PAN FOUGASSE

pan Fougasse

Hoy os traigo el pan fougasse, un pan con mucha historia y que proviene de la antigua Roma como un pan que se cocía entre cenizas. Llegó a Francia con el nombre de Fougasse, sin embargo en Italia se le conoce como focaccia y en España como hogaza.

El pan fougasse es un pan característico de la Provenza francesa, con una textura crujiente y con forma triangular. Además también se diferencia por sus cortes característicos como el central y los laterales.

Aunque es un pan que se puede encontrar con especias como el romero, también admite las olivas, tomate seco y frutos secos…

Es un pan ideal para acompañar con unos buenos quesos y maridar con un buen vino.

Recién llegada de Francia gracias a Renfe -SNCF y su tren de alta velocidad, pudimos visitar la ciudad de Narbonne en apenas dos horas y alojarnos en el Château L’Hospitalet.

Allí pude degustar el vino Diving Into Hampton Water, un rosado superior que ha sido el resultado de la alianza entre Jon Bon Jovi y Gérard Bertrand el viticultor emblemático del Languedoc-Roselló. Este vino es agradable al paladar, color rosa salmón y tiene un aspecto floral medio. La mezcla de los Hamptons y el sur de Francia en estado puro, ha creado un rosado fresco y vivo resultado del ensamblaje de garnacha, cinsault y mosastrell.

Me gustó tanto, que no pude evitar traerme alguna botellita para casa y en mi vuelta del viaje con Renfe-SNFC ya comencé a pensar con que maridarlo. Así que no hay mejor plan que hacer este pan y descorchar la botella Diving Into Hampton Water, ¿no?.

Pues vamos con la receta que estoy segura que os va a encantar y os vais a poner a elaborarla ya mismo.

Ingredientes:

  • 400 gr de harina de fuerza
  • 18 cl de agua
  • 5 cl aceite de oliva
  • 20 gr de levadura fresca
  • 5 gr de sal
  • 20 gr de aceitunas verdes cortadas sin hueso
  • 1 cucharadita de tomillo

Preparación con robot:

Para empezar pon en el robot la levadura y 18 cl de agua. Calienta a velocidad 3, temperatura 35ºC y durante 2 minutos con la cuchilla de amasar/picar.

Añade el resto de ingredientes y a continuación inicia el programa de masa P1. Verás que al principio el robot amasa y luego se queda un tiempo de reposo. Finalizado este tiempo, vuelve a programar P1 y deja que finalice los 40 minutos de nuevo.

Precalienta el horno a 200ºC y mientras pon en una bandeja de horno papel sulfurizado. Estira la masa encimay dale forma ovalada, ya verás como es bastante fácil de manipular . Con ayuda de un cuchillo haz un corte central y seis cortes en diagonal. Hornea durante 25 minutos y comprueba que la masa tiene un tono dorado.

Deja enfriar en una rejilla y ya estará lista para su consumo.

Preparación sin robot:

Para comenzar pon en un bol la harina y la levadura desmenuzada. Con la manos haz un hueco en la harina y añade el agua. Mezcla bien hasta que los ingredientes queden integrados.

Haz un primer amasado estirando las puntas de la masa y doblándola para adentro. Lo dejas reposar 10 minutos y repite la operación tres veces más.

Coloca la bola de la masa en un bol con los pliegues hacia abajo y lo tapas con un paño en un lugar que no le de el aire. Deja reposar (aproximadamente 1h) hasta que doble su volumen, un buen sitio para dejarlo es en horno apagado y tapado con un trapo.

Añade el aceite, las aceitunas, el romero y vuelve a mezclar. Con las yemas de los dedos vas haciendo pequeños hoyos y ayudando a la masa a desgasarla.

Vuelve a poner la masa en el bol y la dejas reposar otra hora más, tapada y sin que le de el aire.

Precalienta el horno a 200ºC.

Precalienta el horno a 200ºC y mientras pon en una bandeja de horno papel sulfurizado. Estira la masa encimay dale forma ovalada, ya verás como es bastante fácil de manipular . Con ayuda de un cuchillo haz un corte central y seis cortes en diagonal. Hornea durante 25 minutos y comprueba que la masa tiene un tono dorado.

Deja enfriar en una rejilla y ya estará lista para su consumo

TRENZA DE QUESO Y PESTO

TRENZA DE QUESO Y PESTO

TRENZA DE QUESO Y PESTO

Si estuvisteis pendiente de mi directo pudisteis ver como hice esta trenza de queso y pesto con Daniel Jordá.

Después de elaborar el pan y probarlo en casa he de deciros que es espectacular. Su elaboración es bien sencilla, así que os animo a que os pongáis con las manos a la masa.

ingredientes para la masa:

  • 500 gr de harina de fuerza
  • 10 gr de sal
  • 400 ml de agua
  • 6 gr de levadura fresca de panadero
  • 30 gr de mantequilla
  • 15 gr de azúcar (opcional)

ingredientes para el relleno:

elaboración de la masa:

Para comenzar a hacer esta trenza de queso y pesto, mezcla los ingredientes, amasa brevemente y haz un plegado simple. Engrasa con un chorrito de aceite la tabla de trabajo y estira la masa en forma rectangular, divídela de forma imaginaria en tres partes. Dobla la parte de abajo hacia arriba y después la parte de arriba hacia abajo sobre las otras dos, como si fuese un tríptico. Déjalo reposar durante 10 minutos tapado para que nos deshidrate.

Realiza un segundo plegado y vuelve a dejar reposar hasta que doble su volumen (aproximadamente 2 horas).

Estira la masa y divide en tantos panes como quieras hacer, para ello pesa la masa y divide por la cantidad.

Estira con ayuda de un rodillo de forma cuadricular.

relleno de la masa:

Mezcla la mitad del queso con el pesto rojo y la otra mitad con el pesto verde, la cantidad la decides tú en función de la intensidad del color y del sabor que le quieras dar. Pon las mezclas en dos mangas pasteleras.

Sobre la masa, deja un tres dedos sobre desde el margen horizontal de la masa y a partir de ahí en forma horizontal pon par de  líneas de la mezcla de pesto verde, deja un dedo sobre cada lateral para que no se salga al hornear. Dobla la masa sobre esta línea de pesto y los laterales dóblalos hacia el interior.

A continuación pon otras dos líneas de pesto pero esta vez rojo, vuelve a doblar la masa por encima del pesto rojo. Sigue haciendo esta operación hasta que te queden tres dedos por el final de la masa.

Finalmente cierra la masa por encima del rollo de pan, estirando bien para que se quede bien cerrado.

A continuación coge con las manos cada uno de los extremos de la masa y retuerce con cada mano en un sentido diferente, como si estuvieras escurriendo un trapo. Cuanto más retuerzas la masa, más bonita te quedará pero cuidado que no la rompas.

Finalmente hornea a 225º durante 12 minutos.

PAN DE FLOR DE QUESO

PAN DE FLOR DE QUESO

PAN DE FLOR DE QUESO

Esta receta me hace especial ilusión porque es un pan de flor de queso creado por Daniel Jordà para el directo que hemos grabado hoy en Instagram. Daniel lo ha bautizado como PAN DE QUESO SABE A BESO y me parece un nombre genial!!.

Durante este mes nos hemos propuesto hacer recetas de #quesopasion y por eso le propuse a Daniel que elaboráramos una receta con este ingrediente. Como es un genio, al minuto ya tenía la idea de hacer este bonito pan de flor de queso. ¿A que es espectacular?

Si no conocéis a Daniel o su obrador de Panes Creativos os recomiendo que os paséis por su tienda para ver los panes tan originales que tiene.

Ingredientes para la masa:

  • 250 gr de harina
  • 80 gr de leche
  • 60 ml de agua
  • 50 gr de mantequilla
  • 5 gr de sal
  • 15 gr de levadura
  • 15 gr de azúcar

INGREDIENTES PARA EL RELLENO:

  • Cualquier tipo de queso tipo cheddar, rallado, con pesto, queso en lonchas…
  • Huevo batido para pincelar o con leche

Elaboración de la masa:

Mezcla los ingredientes para la masa. Primero los secos y después añade los líquidos, hasta que se convierta en una masa homogénea. Deja reposar la masa unos diez minutos tapada.

Unta con aceite la mesa de trabajo, realiza un segundo plegado, estirando la masa con los dedos y haciendo un plegado de pañuelo, coger todos los bordes y plegar hacia el centro. Bolea y deja reposar de nuevo otros diez minutos.

Divide la masa en pequeñas bolas, cada pan ha de tener 150 gramos. Una vez divididos en este tamaño, coge una de las masas y vuelve a dividirlas entre 50 gramos y 100 gramos. Estira la masa de 100 gr. en vertical y luego en horizontal para que te quede una masa alargada, te ha de quedar en forma de rectángulo. Rellena con el queso y cubre con una parte de la masa, vuelve a poner queso y vuelve a tapar con la masa, plega los laterales hacia el interior, y así hasta acabar la masa.

Bolea la masa y pon el cierre en la parte de abajo.

montaje de la flor:

Ahora coge la masa de 50 gr y estírala dándole forma de circunferencia. Pon la bola de la masa con queso en el centro y con ayuda de un cuchillo haz 5 cortes desde la punta de la masa hacia el centro, como si fuera una flor (ver la foto).

Estira la punta de uno de los pétalos y cubre la masa de queso, repite el proceso con el otro pétalo (ver fotos) y así hasta cubrir con los cinco pétalos toda la flor.

Ponerlos en un molde para cupcakes o panettones (tener en cuenta el tamaño de la flor). Dejar reposar hasta que doble su volumen, puede ser de una a dos horas dependiendo del calor de tu casa.

Pincela con un huevo batido e introduce en el horno y cuece a 200º durante 15 minutos. Vigila que no se queme, para ello mira a los 10 minutos la masa del horno.

Consejos:

Este pan es ideal para regalar por su original forma de flor. Además si los haces de tamaño pequeño, son ideales para los aperitivos o para decorar el centro de una mesa.

PAN PLANO EN SARTÉN

PAN PLANO EN SARTÉN

PAN PLANO EN SARTÉN

¿Pensáis que este pan plano en sartén es difícil? Pues os voy a decir que es de lo más sencillo que hay, vamos que es fácil, facilísimo!!!!

Además es ideal para acompañar a la receta de raita de pepino de la que os he hablado anteriormente y también puedes acompañarlo de otras salsas como el hummus u otras comidas.

Este plan es tradicional en la India o en oriente medio y su nombre original es Naan, lo utilizan también como cubierto, así que si quieres hacer un pan diferente y sabroso, este es tu momento.

Ingredientes:

  • 200 gr de harina de fuerza + 200 gr de harina de reposteria
  • 250 gr de agua
  • 15 gr de levadura fresca
  • 2 cucharaditas de sal
  • Aceite de oliva

Elaboración:

Para empezar tendrás que preparar un prefermento, yo lo hice a primera hora de la mañana y lo dejé reposar hasta el mediodía, aunque con un par de horas es suficiente. Para ello mezcla 100 gr de harina, con 100 gr de agua y la levadura desmigada. Mezcla todo bien con una espátula y tápalo.

Finalizado el tiempo te quedará una masa más esponjosa y con burbujas (similar a la de la foto)

PAN PLANO EN SARTÉN
PAN PLANO EN SARTÉN

Ahora añade el resto de los ingredientes y comienza a amasar. Cuando tengas una masa formada, deja reposar unos 15 minutos.

Repite esta acción hasta tres veces, te ha de quedar una masa fina y elástica, sino es así, sigue amasando.

Haz una bola y deja reposar en un bol engrasado con aceite previamente. Tapa y deja reposar hasta que doble su volumen.

Finalizado el levado, enharina la encimera y extiende la masa con las manos, de esta manera la masa se desgasa. Divide la masa en cuatro porciones y haz una bola con cada una de ellas.

Con ayuda de un rodillo, estira la masa como si fuera una pizza.

Calienta la sartén con un poquito de aceite, yo he usado una brocha para extender el aceite por la sartén. Pon la primera torta en la sartén y deja cocer hasta que se dore, gira la torta y dora por el otro lado.

Ves reservándolas envueltas en un paño de cocina y así se mantendrán calientes y blandos.

Repite la acción con el resto de masa.

Receta original de Paul Hollywood

Pan de aceite y anís

PAN DE ACEITE

PAN DE ACEITE

Este pan de aceite tiene una historia detrás que os quiero contar. Estas Navidades bajé a Granada como muchos de vosotros visteis por instagram. Mis padres viven en un pueblo cercano a la ciudad y estas fiestas le prometí a mi madre hacerle algunas de las recetas que suele ver por internet para que ella y sus amigas las pudieran probar.

Un día nos acercamos a ver las tiendas de souvenires y de alfarería de Purullena y preguntamos cual era la mejor panadería que había en el pueblo. Una vez allí, mi madre vio el pan de aceite y pidió de llevarse uno, le cobraron casi siete euros y la dependienta dijo que si quieres un buen producto, con buen aceite, pues se ha de pagar. Realmente es así, pero yo le dije a mi madre que este pan lo tenía que hacer yo porque no creía que fuera tan difícil.

Después de investigar, preguntar, buscar recetas, tenía claro como hacerla, solo me faltaba un buen aceite y como por casualidades de la vida Pilar Sampedro, una señora que conocí por Instagram, me envió una caja con dos botellas grandes de aceite de Jaén (le estoy eternamente agradecida).

Así que no dudé que parte de ese aceite lo llevaría mi pan, porque esa elaboración tenía que saber y oler a Andalucía.

Me sorprendió lo bueno que salió, por eso quiero compartirlo con vosotros.

Ingredientes:

  • 500 gr de harina de fuerza
  • 25 gr de levadura fresca
  • 250 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 15 gr de anís en grano
  • 10 gr de sal
  • 140 ml de agua
  • Un huevo
  • Azúcar

Elaboración:

En un bol pon la harina, la sal, el agua y el aceite. Mezcla todo bien hasta formar una masa.

Añade la levadura, la cual has de desmigar frotándola entre tus manos y añade el anís en grano. Mezcla todo de nuevo, haz una bola y deja reposar en el mismo bol, con un trapo tapado durante 45 minutos.

Pasado ese tiempo verás que la masa ha aumentado y tiene otra textura. Divide la masa en piezas de 100 gr y disponlas sobre una bandeja de horno con papel sulfurizado. Deja separación entre las piezas para que puedan crecer sin engancharse unas a otras.

Humedece un trapo de cocina y tapa la bandeja completamente. Yo la metí en el horno sin encender para evitar corrientes de aire. Dejar reposar durante 1 hora.

Pasada la hora, bate el huevo y con ayuda de un pincel pinta la superficie de cada pieza. Añade azúcar generosamente encima de cada una y hornea durante 15 minutos a 220º con calor arriba y abajo.

Como siempre explico cada horno es un mundo. Vigila que no se quemen o si no quedan doradas por arriba, hornea un poco más.

Deja enfriar sobre una rejilla y lista para la merienda.

Espero que te gusten tanto como a mi!!

PAN VENEZOLANO

PAN VENEZOLANO

PAN VENEZOLANO

¿Habías oido hablar del pan venezolano? Una de las recetas más agradecidas es el pan, difícilmente puede salirte mal y si los ingredientes que le pones son de calidad, ganaras en sabor.

La receta original está inspirada en el libro de Daniel Jordà “panes creativos” he variado algunos ingredientes porque es lo que tenía a mano en casa, por lo que el relleno puede ser a vuestro gusto.

También puedes añadirle a los ingredientes de la masa,  unos 100 gramos de masa madre si tienes preparada, yo en el momento de hacerla no tenía por eso no se lo he puesto, y sin enrollarme más, os explico cuál es su elaboración.

Ingredientes para la masa:

  • 500 gr de “panes creativos”
  • 40 gr de azúcar
  • 10 gr de sal
  • 250 gr de leche
  • 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 100 gr de agua
  • 20 gr de levadura fresca

Ingredientes para el relleno:

  • Olivas verdes deshuesada
  • Bacón en tiras
  • Tomates confitados
  • Pimiento rojo asado

Ingredientes extras:

  • 1 huevo
  • Aceite de oliva

Elaboración:

Para empezar mezcla los ingredientes secos y posteriormente añade los ingredientes líquidos excepto la mantequilla que la tendrás que integrar al final.

Te quedará una masa algo pegajosa pero verás como con los tiempos de reposo la masa irá cambiando su textura y su volumen.

Después de amasar todo y que todo este integrado, dejar la masa reposar durante 10 minutos en el bol donde habrás amasado y tapada con un trapo.

Después de esos diez minutos, pon un poco de aceite de oliva en la mesa de trabajo y vuelve a amasar. Vuelve a dejar reposar la masa otros diez minutos más. Este proceso lo has de hacer unas dos veces más.

Finalmente forma piezas de 200 gramos. Estira cada una de las piezas en forma de plancha y distribuye los ingredientes del relleno sobre la masa estirada. Coge uno de los extremos de la masa y enrolla hacia la otra punta como si fuera un cilindro. Cierra un poco las puntas hacia la parte inferior de la masa.

A medida que tengas los cilindros formados, ponlos en una bandeja de horno con papel sulfurizado.

Precalienta el horno a 210º.

Pinta con ayuda de un pincel y el huevo batido los panes, de esta forma te quedarán más brillantes.

Cuece en el horno durante 12-15 minutos aproximadamente.

Finalmente deja enfriar sobre una rejilla.

BAGELS

BAGELS

BAGELS

Los bagels son los panecillos típicos redondos y con el agujero en el centro. Se elaboran tradicionalmente con harina de trigo y antes de ser horneado se cocina en agua brevemente. El resultado de estos bagels  es un pan denso con una capa externa crujiente.

El bagel se originó en Cracovia en el año 1610 y en el reglamento de la ciudad se declaró que un bagel se debía de dar como regalo a una mujer en parto. Por eso entre el siglo XVI y XVII este pan se convirtió en parte de la gastronomía Polaca, sin embargo se popularizó gracias a los judíos.

Finalmente a mediados del siglo XIX las panadería de Londres comenzaron a comercializar los bagels y la emigración a América de ciudadanos europeos y judíos favoreció su comercialización.

Se pueden preparar además de dulces, también salados dependiendo del momento del día y de lo que te apetezca.

Y ahora vamos a ponernos manos a la masa!!!

Ingredientes para la masa:

  • 500 gr de harina
  • 10 gr de levadura de panadero
  • 300 ml de agua
  • 20 gr de azúcar
  • 8 gr de sal

Ingredientes para el acabado:

  • 2,5 l. de agua
  • 15 gr bicarbonato sódico
  • 1 clara de huevo batida
  • 25 gr de semillas: avena, sésamo y semillas de amapola….

Elaboración:

Para empezar desmiga la levadura de panadero y dilúyela en un vasito con agua templada. Añade la harina, la sal y el azúcar. Añade el resto del agua hasta incorporar la cantidad que te admita la masa. Como resultado se ha de obtener una masa homogénea y elástica. Este amasado también se puede hacer con máquina.

Forma una bola y deja reposar la masa tapada con un trapo húmedo durante una hora o hasta que doble su volumen.

Pasado ese tiempo has de desgasificar la masa, para eso haz un amasado breve sobre una superficie enharinada y divide la masa en 10 porciones iguales.

Bolea las porciones y en una superficie enharinada, dispón los panecillos tapados con un trapo durante 30 minutos.

Pasado ese tiempo haz un agujero en el centro de cada masa con el dedo enharinado, intenta hacerlo ancho ya que luego se reduce en el horno.

Pon el agua del acabado a hervir. En el momento que hierva, baja el fuego y añade el bicarbonato.

Introduce los panecillos en el agua por tandas de dos, deja cocer durante 30 segundos por cada lado, ayúdate de una espumadera para darle la vuelta. A medida que los saques de la olla, ponlos en una bandeja de horno cubierta con papel de horno.

Pinta los panecillos con ayuda de un pincel y la clara batida. Reparte por encima más o menos las semillas.

Hornea a 180 grados durante 20 minutos o hasta que aproximadamente veas que están dorados.

Finalmente deja enfriar encima de una rejilla.

Una vez fríos puedes rellenarlos con los ingredientes que más te gusten: queso fresco, aguacate, huevo, jamón y rúcula…. o si prefieres dulce con nutella, mantequilla y mermelada….